Museo LoPiù

Museo LoPiù
(Logo designed by Juan Carlos Cuba)

Translate

viernes, 30 de septiembre de 2016

T. Rex - Children of the revolution

MARC BOLAN (Hackney, London, UK, 30-9-1947 / Barnes, London, UK, 16-9-1977): IN MEMORIAM

De no haber fallecido en accidente automovilístico a los 29 años, hoy cumpliría 69 el cantante, compositor y musico inglés Marc Bolan, líder de la banda de glam-rock T. Rex. Su irrupción en el panorama musical británico en los primeros años 70 desencadenó el movimiento del glam gracias a su estilo único (posteriormente muy imitado) y a la trangresión de su indumentaria llamativa y colorista, de sus maquillajes y de sus poses ambiguas. Después de The Beatles fue el primer ídolo juvenil de masas, desencadenando fenómenos de histeria colectiva en su país. Su música, también exitosa en países europeos y otros lugares del mundo, tuvo menor aceptación en los Estados Unidos, si bien sus discos no han dejado de reeditarse periodicamente. Aun de forma efímera, Marc Bolan fue el Rey del glam y, tras su temprana desaparición, su figura ha quedado establecida como uno de los grandes iconos pop de los años 70.
El mayor de los dos hijos de un camionero judio ashkenazi de origen ruso/polaco y de una vendedora ambulante, Marc Bolan (nacido Mark Feld) vino al mundo en el suburbio londinense de Hackney. A los nueve años su padre le compró una guitarra y con ella trató de emular desde el primer momento a los clásicos del rock 'n' roll: Chuck Berry, Eddie Cochran o Gene Vincent. En la escuela tocó la guitarra con Susie and the Hula Hoops, un trío cuya vocalista era una Helen Shapiro de doce años. A los quince le expulsaron de la escuela por mal comportamiento: El inquieto adolescente que era prefería la imagen bohemia del artista en búsqueda de sí mismo que la de un estudiante modelo (en esa época se identificaba con el movimiento mod). Después de deambular por las calles del Soho londinensese, donde invertía en ropa y discos los escasos recursos obtenidos de trabajos ocasionales, se integró en la agencia de modelos John Temple, empleo que mantuvo por algún tiempo, aunque nunca dejó su afición por la música (su sueño era convertirse en estrella y su ídolo por entonces era Cliff Richard). Ya en 1963 componía canciones y experimentaba con su guitarra sus posibilidades vocales. Su primer nombre artístico fue Toby Tyler, sucedido por los de Mark Bowland y, finalmente en 1965, Marc Bolan (apellido resultante de la contracción de Bob Dylan, su último descubrimiento musical). Con este definitivo nombre grabó ese año para Decca su primer single, The wizard, en la linea musical de Dylan o Donovan, influencias a las que se añadirían las de Elvis Presley, The Beatles o The Beach Boys. El disco pasó inadvertido, al igual que los cuatro siguientes. En 1967 Bolan se unió a John's Children, banda de desenfrenado sonido directo en plena época psicodélica, con la que tuvo un éxito menor, Desdemona, y que pronto se disolvió.
Publicando anuncios en la revista especializada Melody Maker, decidió formar un nuevo grupo que diera cauce a sus nuevas ideas y fantasías artísticas. Con el batería Steve Peregrine Took formó Tyrannosaurus Rex, un dúo acústico de folk psicodélico, que publicó tres álbumes y cuatro singles entre 1968 y 1970. De éstos, Debora (1968) fue la canción más difundida y Unicorn (1969) el álbum más exitoso. En 1969 Bolan publicó su único libro de poemas, "The warlock of love", un best-seller en el género poético, con 40.000 copias vendidas. A comienzos de 1970 se casó con June Child, quien le animó a hacer modificaciones en su persona y carrera. Bolan abandonó su estilo entre folkie y hippy, cambió la guitarra acústica por la eléctrica, sustituyó a Steve por Mickey Finn y su formación musical pasó a llamarse T. Rex. Más adelante, con Steve Currie al bajo y Bill Legend a la batería, T. Rex se convertiría en un cuarteto. En el otoño de ese año se publicó Ride a while swan (1970), considerado el single fundacional del glam-rock y poco después el álbum T. Rex (1970), ambos con producción de Tony Visconti, al igual que los siguientes. La mencionada canción fue su primer gran hit, alcanzando el nº 2 de las listas británicas en enero de 1971. También fueron grandes hits sus siguientes singles, con canciones como Hot love (1971), nº 1 de marzo a mayo, Get it on (1971), nº 1 en julio, Jeepster (1971), nº 2 a finales de año, Telegram Sam (1972), nº 1 en febrero, Metal guru (1972), nº 1 entre mayo y junio, Children of the revolution (1972), nº 2 en septiembre, Solid gold easy action (1972), 20th century boy (1973) y The groover (1973), nº 2, nº 3 y nº 4 respectivamente en la primera mitad de 1973. En cuanto a sus álbumes, Electric warrior (1971) y Bolan boogie (1972) fueron nº 1, The slider (1972), nº 4, y Tanx (1973), nº 3. Bolan explotó como icono del momento y su estética, adornada ya con lentejuelas, boas de plumas, pieles de leopardo o zapatos de plataforma le enfrentaron al otro gran ídolo del glam, David Bowie. 
A partir de 1973 el mito Bolan se vio amenazado por la irrupción de ídolos para adolescentes como Donny Osmond o David Cassidy, y también por sus propios excesos. Bill Legend y Mickey Finn abandonaron la banda y su esposa le dejó. Sus siguientes discos sólo tuvieron un éxito relativo y su estrella comenzaba a declinar. Un nuevo y fundamental encuentro con la cantante y teclista estadounidense Gloria Jones pareció encauzar su vida, al involucrarse ambos sentimental y profesionalmente y ser ambos padres de un hijo, Rolan, nacido en 1975. Bolan había cerrado el capítulo de las drogas y estaba concentrado en reconquistar su posición estelar. Su grupo había pasado a llamarse Marc Bolan & T. Rex desde 1974 y la nueva formación incluía a Gloria Jones, Steve Currie, Davey Lutton y Dino Dinies. Los singles New York City (1975) y I love to boogie (1976) fueron éxitos moderados. La gran revuelta punk se respiraba en el ambiente y Bolan acogió la novedad con los brazos abiertos mientras preparaba nuevas grabaciones. La noche del 16 de septiembre de 1977, dos semanas antes de cumplir los 30 años, Bolan se desplazaba en un Mini de color rojo conducido por su novia, quien perdió el control del mismo y lo estrelló contra un árbol. El artista, que nunca quiso conducir un automóvil (ni siquiera se sacó el permiso para ello) por temor a matarse en un accidente, perdió la vida en el acto. Gloria Jones resultó herida pero sobrevivió y al año siguiente volvió a su país junto a su hijo, estableciéndose en Los Angeles. En 2002 Rolan Bolan dedicó un monumento a su padre en el lugar del siniestro, hoy convertido en centro de peregrinación para los fans del artista.



























Children of the revolution, canción escrita por Marc Bolan, contó en su grabación con la colaboración de Elton John al piano y Ringo Starr como segunda percusión. El single que la contenía apareció el 8 de septiembre de 1972 y ese mismo mes alcanzó el nº 2 en las listas británicas. También figuró en los Top 10 de Irlanda, Alemania y Austria y en los Top 20 de Australia y España.

jueves, 29 de septiembre de 2016

Trevor Howard (Cliftonville, Kent, UK, 29-9-1913 / Bushey, Hertfordshire, UK, 7-1-1988): In memoriam

OFICIAL Y CABALLERO SIN TÍTULO

Hoy es aniversario natal del actor británico Trevor Howard. De aspecto seco y adusto, pero distinguido, y poderosa voz grave, accedió al cine después de pasar por la escena londinense, emprendiendo una brillante, copiosa y prolongada carrera que transcurrió sin altibajos durante más de cuarenta años. En su filmografía abundan los caballeros y oficiales del ejército, a los que dotó siempre de rasgos convincentes, como en general a todos sus personajes. Fue dirigido por cineastas como David Lean, Edward Dmytryk, Carol Reed, John Huston, Tony Richardson, Sidney Lumet, Luchino Visconti, Joseph Losey, Alain Tanner o Richard Attenborough. Ganó un premio BAFTA al mejor actor británico, un Emmy televisivo y fue candidato al Oscar al mejor actor protagonista en una ocasión. En 1982 declinó el nombramiento como Caballero de la Orden del Imperio Británico.
Hijo de un empleado de seguros, Trevor Wallace Howard-Smith cursó estudios en el Clifton College de Bristol y posteriormente en la Real Academia británica de Arte Dramático, debutando como actor teatral en 1934. Durante la Segunda Guerra Mundial se alistó en la RAF, aunque en 1943 fue dispensado del servicio por inestabilidad mental. En 1944 apareció sin acreditar en un primer film donde interpretaba a un oficial de la marina. También era un militar en Más allá de las nubes (1945) de Anthony Asquith, drama bélico protagonizado por Michael Redgrave, John Mills y Jean Simmons.
Se convirtió rapidamente en una estrella al encarnar a un médico enamorado de Celia Johnson en el drama romántico Breve encuentro (1945) de David Lean, donde la pareja vivía un amor tan intenso como prohibido. Esta sensible película estaría destinada a convertirse en uno de los grandes clásicos del cine británico. Después, entre otras, actuó en Verde es el peligro (1946) de Sidney Gilliat, thriller con Sally Gray y Rosamund John, Me hicieron un fugitivo (1947) de Alberto Cavalcanti, noir con Sally Gray y Griffith Jones, Vivo en el recuerdo (1947) de Edward Dmytryk, drama romántico de intriga con John Mills, Martha Scott y Patricia Roc, Amigos apasionados (1949) de David Lean, drama romántico basado en una novela de  H.G. Wells, con Ann Todd y Claude Rains, El tercer hombre (1949) de Carol Reed, una de las mayores obras maestras del cine inglés, noir con Joseph Cotten, Alida Valli y Orson Welles que, tras alzarse con la Palma de Oro en el Festival de Cannes, cautivó a públicos del mundo entero y ganó el BAFTA a la mejor película entre otros reconocimientos (en 1999 fue elegida como la mejor aportación británica a la historia del cine). Siguieron títulos como La salamandra de oro (1950) de Ronald Neame, thriller de aventuras con Anouk Aimée y Herbert Lom, Odette (1950) de Herbert Wilcox, drama bélico en el que se narraba la verdadera historia de una espía británica que fue capturada y torturada por los nazis, con Anna Neagle, Marius Goring y Peter Ustinov, Trágica obsesión (1951) de Ralph Thomas, thriller de intriga con Jean Simmons, Desterrado de las islas (1952) de Carol Reed, drama de aventuras que adaptaba una novela de Joseph Conrad, con Ralph Richardson, Robert Morley, Wendy Hiller, George Coulouris y Kerima, La mano del extranjero (1954) de Mario Soldati, producción italiana basada en una dramática historia de Graham Greene, con Alida Valli, Richard Basehart y Eduardo Ciannelli, Los amantes del río Tajo (1955) de Henri Verneuil, drama francés con Daniel Gélin y Françoise Arnoul, El infierno de los héroes (1955), título bélico dirigido y protagonizado por José Ferrer, Huida hacia el sol (1956) de Roy Boulting, producción hollywoodense de aventuras en México con Richard Widmark y Jane Greer, Policía internacional (1957) de John Gilling, thriller criminal de acción con Victor Mature y Anita Ekberg, Manuela (1957) de Guy Hamilton, drama con Pedro Armendáriz y Elsa Martinelli, La llave (1958) de Carol Reed, drama romántico con William Holden y Sophia Loren por el que Howard ganó el BAFTA al mejor actor británico, o Las raíces del cielo (1958) de John Huston, drama colonial de aventuras con Errol Flynn, Juliette Gréco, Eddie Albert y Orson Welles.
En Hijos y amantes (1960) de Jack Cardiff, drama rural con Dean Stockwell, Wendy Hiller, Mary Ure y Heather Sears, interpretó a un rudo minero alcohólico, papel por el que fue candidato al Oscar al mejor actor, apareciendo después en El león (1962) de Jack Cardiff, drama de aventuras en Africa con William Holden y Capucine, Rebelión a bordo (1962) de Lewis Milestone, drama de aventuras marinas en el Pacífico Sur con Marlon Brando y Richard Harris, Entre dos fuegos (1963) de Guy Hamilton, drama bélico con Robert Mitchum, France Nuyen y Barry Sullivan, Operación Whisky (1964) de Ralph Nelson, comedia bélica de aventuras con Cary Grant y Leslie Caron, Operación Crossbow (1965) de Michael Anderson, thriller de espionaje con Sophia Loren, George Peppard, John Mills, Richard Johnson y Tom Courtenay, El coronel Von Ryan (1965) de Mark Robson, aventuras bélicas con Frank Sinatra y Raffaella Carrà, Morituri (1965) de Bernhard Wicki, film bélico con Marlon Brando y Yul Brynner, El liquidador (1965) de Jack Cardiff, thriller de acción con Rod Taylor y Jill St. John, Las flores del diablo (1966) de Terence Young, drama criminal con E.G. Marshall, Yul Brynner, Angie Dickinson, Omar Sharif, Marcello Mastroianni y Senta Berger, Triple Cross (1966) de Terence Young, film bélico de aventuras con Christopher Plummer, Romy Schneider, Gert Fröbe, Claudine Auger y Yul Brynner, La leyenda de un valiente (1967) de Ken Annakin, drama colonial de aventuras con Yul Brynner y Harry Andrews, La heredera de Singapur (1967) de Guy Green, comedia dramática con Hayley Mills, La última carga (1968) de Tony Richardson, terrible retrato de la locura del ejército británico en la guerra de Crimea, con David Hemmings, Vanessa Redgrave, John Gielgud, Harry Andrews y Jill Bennett, La batalla de Inglaterra (1969) de Guy Hamilton, film bélico con reparto multiestelar.
Tras veinticinco años como cabecera de cartel, Howard pasó en adelante a desempeñar casi siempre papeles de carácter en multitud de films entre los que se cuentan: Twinky (1970) de Richard Donner, comedia romántica con Charles Bronson y Susan George, La hija de Ryan (1970) de David Lean, drama épico-romántico de época con Sarah Miles, Robert Mitchum y Christopher Jones, donde interpretó a un sacerdote rural, El visitante nocturno (1971) de Laslo Benedek, thriller de terror sueco con  Max Von Sydow, Liv Ullmann y Per Oscarsson, Con los dedos cruzados (1971) de Dick Clement, comedia de espionaje con Kirk Douglas, Tom Courtenay y Marlène Jobert, María, reina de Escocia (1971) de Charles Jarrott, drama histórico con Vanessa Redgrave y Glenda Jackson, David y Catriona (1971) de Delbert Mann, drama histórico de aventuras según una novela de Robert Louis Stevenson, La ofensa (1972) de Sidney Lumet, drama psicológico con Sean Connery, La papisa Juana (1972) de Michael Anderson, drama histórico medieval con Franco Nero, Liv Ullmann, Maximilian Schell, Olivia de Havilland y Lesley-Anne Down, Luis II de Baviera, el rey loco (1972) de Luchino Visconti, drama biográfico histórico con Helmut Berger y Romy Schneider donde Howard encarnó al compositor Richard Wagner, Chantaje contra una esposa (1973) de Joseph Losey, drama basado en la obra "Casa de muñecas" de Ibsen, con Jane Fonda, Edward Fox, Delphine Seyrig y David Warner, El hombre de la máscara de acero (1973) de Jack Gold, thriller de ciencia-ficción con Elliott Gould, Locura (1974) de Freddie Francis, film de terror con Jack Palance, La casa número 11 (1974) de Aram Avakian, Persecución (1974) de Don Chaffey, thriller de terror psicológico con Lana Turner, Jaque a la reina (1975) de Don Sharp, thriller con Rod Steiger, Lee Remick y Richard Johnson, Culpable sin rostro (1975) de Michael Anderson, drama judicial de época con Michael York y Richard Attenborough, Susurros de muerte (1976) de Jürgen Goslar, thriller alemán con Christopher Lee, James Faulkner y Sybil Danning, Ases del cielo (1976) de Jack Gold, film bélico con Peter Firth, Malcolm McDowell, Christopher Plummer y John Gielgud, Mi bello legionario (1977) de Marty Feldman, comedia paródica del film "Beau geste" y otros clásicos del cine colonial, con Feldman, Ann-Margret, Michael York, Peter Ustinov y James Earl Jones, Esclavos (1978) de Jürgen Goslar, drama alemán de aventuras con Ron Ely y Britt Ekland, Stevie (1978) de Robert Enders, drama biográfico con Glenda Jackson, Superman (1978) de Richard Donner, traslación a la pantalla del famoso cómic de Shuster y Siegel, con Christopher Reeve, Marlon Brando y Gene Hackman, Huracán (1979) de Jan Troell, drama de aventuras con Jason Robards, Mia Farrow, Max Von Sydow, Timothy Bottoms y Dayton Ka'ne, Meteoro (1979) de Ronald Neame, título de ciencia-ficción con Sean Connery, Natalie Wood, Karl Malden, Brian Keith y Henry Fonda, Lobos marinos (1980) de Andrew V. McLaglen, film bélico con Gregory Peck, Roger Moore y David Niven, A años luz (1981) de Alain Tanner, drama futurista con Mick Ford, El misionero (1982) de Richard Loncraine, comedia de época con Michael Palin y Maggie Smith, Gandhi (1982) de Richard Attenborough, drama biográfico con Ben Kingsley, El caballero verde (1984) de Stephen Weeks, fantasía medieval con Miles O'Keeffe, Cyrielle Clair, Leigh Lawson y Sean Connery, Dust (1985) de Marion Hänsel, drama con Jane Birkin, Un tipo raro (1986) de Ronal Neame, comedia con Victor Banerjee, Pasiones en Kenia (1987) de Michael Radford, drama colonial con Greta Scacchi y Charles Dance, Reto al diablo (1988) de Camilo Vila, film de terror con Ben Cross y Ned Beatty, o El amanecer (1988) de Robert Knights, thriller con Anthony Hopkins. También participó en buen número de producciones televisivas.
Desde 1944 hasta que falleció Trevor Howard estuvo casado con la actriz Helen Cherry. La muerte del actor se produjo a los 74 años de edad por un fallo hepático subsiguiente a la cirrosis que padecía debida a su alcoholismo.




miércoles, 28 de septiembre de 2016

Pastora Soler - Triniá

TRIBUTO A PASTORA SOLER (Coria del Río, Sevilla, España, 28-9-1978)

La cantante española Pastora Soler (nombre artístico de Pilar Sánchez Luque) cumple hoy 38 años. Iniciada desde niña como coplera, fue lanzada en 1994 con el álbum "Nuestras coplas", un homenaje al género, pasando en sus siguientes discos al pop. Su discografía a día de hoy se compone de diez álbumes de estudio, uno en directo y un recopilatorio. En el año 2012 represento a RTVE en el Festival de Eurovisión con la canción "Quédate conmigo", que se clasificó en décima posición.



Triniá, canción-pasodoble de Valverde/León/Quiroga fue estrenada en 1934 por Miguel de Molina. Un año después fue grabada por Conchita Piquer y posteriormente por otros artistas del género de la copla. En 1994 encabezó el álbum Nuestras coplas de una prometedora adolescente sevillana, Pastora Soler.

martes, 27 de septiembre de 2016

Arthur Penn (Philadelphia, Pennsylvania, US, 27-9-1922 / New York City, US, 28-9-2010): In memoriam

CINEASTA DEL CAMBIO EN HOLLYWOOD

Hoy es aniversario natal del cineasta estadounidense Arthur Penn. Intelectual procedente del teatro y la televisión y realizador de sólo trece largometrajes, fue no obstante uno de los directores que más influyeron en la radical transformación del cine de Hollywood a partir de finales de los años 60, y en que las películas se hicieran más crudas y realistas. En tres ocasiones obtuvo candidaturas al Oscar al mejor director.
Arthur Hiller Penn nació en el seno de una familia judía de origen ruso. Sus padres, un fabricante de relojes y una enfermera, se divorciaron cuando él sólo tenía 3 años. Arthur y su hermano mayor, Irving –posteriormente un exitoso fotógrafo de modas– se fueron a vivir con su madre. Mientras estudiaba literatura empezó a interesarse por el teatro. Entre 1943 y 1946 permaneció alistado en el ejército y fue destinado a Gran Bretaña, donde organizó un grupo de teatro con otros soldados. Después de la guerra prosiguió sus estudios e, intrigado por los nuevos métodos realistas de interpretación de Konstantin Stanislavski, se matriculó en el célebre Actors Studio, de Nueva York, llegando después a debutar como actor teatral. En 1951 fue contratado como regidor por la cadena de televisión NBC y de ahí pasó a dirigir programas dramáticos en directo dos años después. Las experiencia acumulada le sirvió para dar el salto a Broadway como director en 1956, trabajando en ello regularmente y con éxito hasta mediados los años 60.
Asímismo atraido por el cine debutó como director en Hollywood con El zurdo (1958), innovador western psicológico protagonizado por Paul Newman que supone una revisión de la figura de Billy el Niño. El film fue un fracaso en su país pero fue bien recibido en Europa. Después rueda El milagro de Anna Sullivan (1962), drama sobre la discapacidad de Helen Keller, una niña sorda y ciega y los esfuerzos de su maestra para enseñarla a comunicarse. El guión estaba basado en una obra de teatro de William Gibson que Penn había dirigido tres años antes en Broadway con las mismas actrices, Anne Bancroft y Patty Duke, ganando un premio Tony. Esta película obtuvo una muy notable acogida y fue nominada al Oscar en cinco categorías, incluyendo la de mejor director. Bancroft y Duke lo recibieron como mejor actriz principal y secundaria respectivamente. Peor les fue a sus dos siguientes films: Acosado (1965), drama de tintes surrealistas con el protagonismo de Warren Beatty, una parábola kafkiana sobre el maccarthysmo muy influenciada por el cine de la nouvelle vague francesa, y La jauría humana (1966), drama que adaptaba una novela de Horton Foote que describe el clima de violencia creado en un pueblo del sur de Texas, con un gran reparto encabezado por Marlon Brando, Jane Fonda, Robert Redford, E.G. Marshall y Angie Dickinson. Las descripciones de la degradación moral de la sociedad estadounidense y el embrutecimiento del sueño americano, manifiestadas alrededor de la historia de un preso fugado y el honrado sheriff que debe arrestarlo, no complacieron al público de la época en su país, si bien el film ha sido revalorizado después con los años. En cambio, Bonnie & Clyde (1967) drama con Warren Beatty y Faye Dunaway ambientado en tiempos de la Gran Depresión sobre la famosa pareja de jóvenes delincuentes y su banda, obtuvo un éxito clamoroso. El film, con diez candidaturas al Oscar (entre ellas mejor película y director) y ganador de dos estatuillas, rompió no pocos tabúes sobre la forma codificada de presentar el sexo y la violencia en Hollywood, algo que resultó muy del gusto del público joven de entonces. Hoy es un clásico considerado la mejor obra de su autor.
A finales de la década de los 60, el clima de cambio social y político llevó a una nueva generación a crear un estilo de vida alternativo. En esa onda, El restaurante de Alicia (1969) se basa en una canción del músico folk Arlo Guthrie, al que contrató como protagonista. El protagonista es otro joven outsider, antisistema, que con un amigo guitarrista viaja al restaurante regentado por Alicia, que se convertirá en su refugio habitual. Por este film Penn fue nominado al Oscar al mejor director por tercera vez. En Pequeño gran hombre (1970), western paródico con Dustin Hoffman y Faye Dunaway, un anciano de 121 años, rememora su periplo en el salvaje oeste en los tiempos del general Custer. El film se inscribe en la corriente revisionista de desmitificación de los personajes ensalzados por los westerns tradicionales, criticando a Custer y al Séptimo de Caballería, y por extensión al ejército estadounidense que por aquel entonces combatía en la Guerra de Vietnam. La noche se mueve (1975), atractivo neo-noir con el protagonismo de Gene Hackman, fue, empero, más apreciado por la crítica que por el público. 
Después de Missouri (1976), irregular western que enfrentaba a Marlon Brando y Jack Nicholson, sus siguientes largometrajes fueron Georgia (1981), comedia dramática sin estrellas ambientada en los años 60 sobre las aspiraciones de cuatro amigos de clase obrera en un pequeño pueblo de Indiana, y las más convencionales Target: Agente doble en Berlín (1985), thriller de espionaje con Gene Hackman y Matt Dillon, Muerte en el invierno (1987), thriller psicológico con Mary Steenburgen y Roddy McDowall, y Dos chiflados en apuros (1989), comedia negra con los magos Penn & Teller. En los años 90 el director volvió a concentrar su trabajo en el teatro y la televisión.
Arthur Penn falleció a causa de un fallo cardíaco a los 88 años. Dejaba viuda a Peggy Maurer, la mujer con la que se casó en 1955 y con quien tuvo a sus hijos Matt y Molly.

  

lunes, 26 de septiembre de 2016

Edmund Gwenn (London, UK, 26-9-1877 / Woodland Hills, California, US, 6-9-1959): In memoriam

EL CARACTERÍSTICO MÁS TIERNO

Hoy es aniversario natal del actor inglés Edmund Gwenn. Tras una prestigiosa carrera teatral, ya cincuentenario encaminó su trayectoria hacia el cine, interpretando por lo común papeles de carácter hasta casi cumplir los ochenta años. Fue un excelente y eficacísimo intérprete de personajes casi siempre amables, bondadosos, simpáticos, generosos y, en ocasiones, algo estrafalarios, a los que dotó de gran ternura. Curiosamente, tratándose de un actor de reparto, el reconocimiento y la admiración popular que alcanzó en sus últimos años (sólo comparables a los de un Charles Coburn) le otorgaron rango estelar y su nombre llegó a figurar en primer lugar en la publicidad de sus films y en las marquesinas de los teatros y salas donde se estrenaban. Ganó un Oscar al mejor actor secundario y dos Globos de Oro.
Nacido Edmund Kellaway, estudió en el King's College londinense y comenzó su carrera teatral en 1895. Sobre la escena interpretó gran cantidad de obras de Shakespeare, así como autores de la época como George Bernard Shaw, John Galsworthy, J.M. Barrie o Henrik Ibsen. En 1901 se casó con la actriz Marguerite Terry, permaneciendo la pareja unida hasta 1914. Gwenn sirvió en el ejército británico durante la Primera Guerra Mundial, su matrimonio se rompió mientras él estaba en el continente europeo y el divorcio llegaría en 1917. El actor nunca se volvió a casar.
Su debut en el cine se produjo en un cortometraje en 1916 mientras aún estaba en el ejército. A comienzos de los años 20 apareció en un par de películas silentes y ya en el sonoro en títulos como Juego sucio (1931) de Alfred Hitchcock, drama que adaptaba una obra de Galsworthy, con C.V. France y Helen Haye, Condenado a muerte (1932) de Walter Forde, drama de intriga con Arthur Wontner, Gordon Harker y Gillian Lind, Compañeros de fatiga (1933) de Victor Saville, adaptación de una obra de J.B. Priestley, con Jessie Matthews y John Gielgud, Yo he sido espía (1933) de Victor Saville, thriller con Madeleine Carroll y Herbert Marshall, Valses de Viena (1934) de Alfred Hitchcock, adaptación de una opereta con música de Strauss y con Jessie Matthews y Fay Compton como coprotagonistas, Princesa de China (1934) de Thorold Dickinson, drama histórico con Anna May Wong, Elizabeth Allan y Ralph Richardson, o Su señoría se divierte (1935) de Ewald André Dupont, comedia criminal con Maureen O'Sullivan y Lucile Watson.
Su debut en Hollywood se produjo cuando la RKO le convocó para interpretar al padre de Katharine Hepburn en La gran aventura de Silvia (1935) de George Cukor, comedia romántica donde también actuaban Cary Grant y Brian Aherne, interviniendo después en Los muertos andan (1936) de Michael Curtiz, film de terror sobrenatural con Boris Karloff y Ricardo Cortez, El caballero Adverse (1936) de Mervyn LeRoy, drama épico ambientado en el siglo XVIII, con Fredric March y Olivia de Havilland, y Parnell (1937) de John M. Stahl, drama biográfico con Clark Gable y Myrna Loy. De vuelta en Inglaterra rodó Un yanqui en Oxford (1938) de Jack Conway, drama con Robert Taylor, Lionel Barrymore, Maureen O'Sullivan y Vivien Leigh y otras producciones británicas. Cuando estalló la II Guerra Mundial volvió a Los Angeles. Allí se enteró que su casa en Londres había sido reducida a escombros por los bombardeos de la Luftwaffe alemana (sólo quedó la chimenea). Eventualmente compró una casa en Beverly Hills, que compartiría con su secretario y 'hombre de confianza' Ernest C. Bach y más adelante con el ex atleta olímpico Rodney Soher.
Establecido en Hollywood, fue muy solicitado en roles de caracter durante los siguientes quince años, engrosando su filmografía con películas como El doctor se casa (1940) de Alexander Hall, comedia romántica con Loretta Young y Ray Milland, Más fuerte que el orgullo (1940) de Robert Z. Leonard, adaptación de la novela "Orgullo y prejuicio" de Jane Austen, con Greer Garson y Laurence Olivier, Enviado especial (1940) de Alfred Hitchcock, thriller de espionaje con Joel McCrea, Laraine Day, Herbert Marshall y George Sanders donde Gwenn era un terrorífico asesino, Dueña de su destino (1941) de Tay Garnett, drama con Martha Scott y William Gargan, El diablo burlado (1941) de Sam Wood, comedia dramática con Robert Cummings, Jean Arthur y James Coburn, La tía de Carlos (1941) de Archie Mayo, comedia según la obra de Brandon Thomas, con Jack Benny, Kay Francis y James Ellison, Un yanqui en Eton (1942) de Norman Taurog, comedia con Mickey Rooney, Ian Hunter y Freddie Bartholomew, La cadena invisible (1943) de Fred M. Wilcox, título familiar de aventuras con Roddy McDowall, Donald Crisp y la perra Lassie, Entre dos mundos (1944) de Edward A. Blatt, fantasía de aventuras y misterio con John Garfield, Paul Henreid, Sydney Greenstreet y Eleanor Parker, Las llaves del reino (1944) de John M. Stahl, drama religioso con Gregory Peck, Cautivo del deseo (1946) de Edmund Goulding, segunda adaptación a la pantalla de la novela "Servidumbre humana" de Somerset Maugham, con Paul Henreid, Eleanor Parker y Alexis Smith, o Corrientes ocultas (1946) de Vincente Minnelli, drama de intriga con Katharine Hepburn, Robert Taylor y Robert Mitchum.
El papel por el que es hoy más recordado fue el de Santa Claus en el clásico navideño De ilusión también se vive (1947) de George Seaton, comedia dramática con Maureen O'Hara, John Payne y una Natalie Wood de ocho años, interpretación por la que Gwenn fue premiado con el Globo de Oro y el Oscar al mejor actor secundario. Después pudo ser visto en Vivir con papá (1947) de Michael Curtiz, comedia de época con Irene Dunne, William Powell y Elizabeth Taylor, La calle del Delfín Verde (1947) de Victor Saville, drama romántico de época con Lana Turner, Van Heflin, Donna Reed y Richard Hart, El regreso a la vida (1948) de George Seaton, comedia dramática con Jeanne Crain y William Holden, Las colinas de mi tierra (1948) de Fred M. Wilcox, secuela de La cadena invisible, con Donald Crisp, Tom Drake, Janet Leigh y la perra Lassie, El desafío de Lassie (1949) de Richard Thorpe, otra secuela con Donald Crisp, Geraldine Brooks y Lassie, Los escándalos de la profesora (1950) de Edward Buzzell, comedia con Ray Milland y Rosalind Russell, Luisa (1950) de Alexander Hall, comedia con Ronald Reagan, Charles Coburn y Ruth Hussey, El caso 880 (1950) de Edmund Goulding, comedia con Burt Lancaster y Dorothy McGuire por la que Gwenn recibió un segundo Globo de Oro y otra nominación al Oscar al mejor actor secundario, ¿Se puede entrar? (1950) de George Seaton, comedia sobrenatural con Clifton Webb, Joan Bennett y Robert Cummings, Pekín (1951) de William Dieterle, remake de "El expreso de Shanghai" (1932) de Sternberg, con Joseph Cotten y Corinne Calvet, La casa del abuelo (1952) de Rudolph Maté, comedia con Ann Blyth, El inspector de hierro (1952) de Lewis Milestone, adaptación de "Los miserables" de Victor Hugo, con Michael Rennie, Debra Paget y Robert Newton, El bígamo (1953) de Ida Lupino, drama con Joan Fontaine, Ida Lupino y Edmond O'Brien, El príncipe estudiante (1954) de Richard Thorpe, musical de época con Ann Blyth, Edmund Purdom, John Ericson y Louis Calhern, La humanidad en peligro (1954) de Gordon Douglas, título de ciencia-ficción y terror, con James Whitmore, Joan Weldon y James Arness, o Pero... ¿quién mató a Harry? (1955) de Alfred Hitchcock, comedia negra de intriga con John Forsythe y Shirley MacLaine. Finalizó su carrera con la película española Calabuch (1956) de Luis García Berlanga, deliciosa comedia costumbrista con Valentina Cortese y Franco Fabrizi. Edmund Gwenn falleció a los 81 años a consecuencia de una neumonía después de haber sufrido un accidente cerebrovascular.

 

domingo, 25 de septiembre de 2016

Tribute to Jean Sorel (Marseille, France, 25-9-1934)

EL SEGUNDO DELON

El actor francés Jean Sorel cumple hoy 82 años. Merced a su apostura, en los primeros años de su carrera, fue comparado con Alain Delon. Su actividad se repartió entre Italia, Francia y España -sin llegar a imponerse en ninguno de estos países- con alguna que otra incursión en otras filmografías. Rodó sus dos películas más recordadas para Visconti y Buñuel, pero la mayoría de sus títulos restantes desde finales de los 60 eran abiertamente comerciales. En 2011 fue nombrado Comendador de las Artes y las Letras en Francia.
Jean de Combaud Roquebrune (su nombre real) nació en el seno de una noble familia francesa. Su padre, marqués fundador de la revista Liberté, fue un militar que fallecería combatiendo como paracaidista en la Segunda Guerra Mundial. Jean comenzó a estudiar una carrera diplomática antes de servir en el ejército francés entre 1956 y 1957 durante la guerra de Argelia. A su vuelta decidió ser actor, debutando en el cine con un pequeño papel en El color de la piel (1959) de Michel Gast, adaptación de una novela de Boris Vian, con Christian Marquand y Antonella Lualdi.
Ya fue protagonista en la siguiente, Dulces engaños (1960) de Alberto Lattuada, drama con Christian Marquand y Catherine Spaak, y, entre otras, después intervino en Un día de locura (1960) de Mauro Bolognini, drama con Lea Massari, Jeanne Valérie y Rik Battaglia, Panorama desde el puente (1962) de Sidney Lumet, traslación a la pantalla del drama de Arthur Miller, con Raf Vallone y Maureen Stapleton, El desorden (1962) de Franco Brusati, drama con Sami Frey, Louis Jourdan, Curd Jürgens, Antonella Lualdi, Tomas Milian, Renato Salvatori, Susan Strasberg, Alida Valli y Georges Wilson, Julia se porta mal (1962) de Alfred Weidenmann, comedia con Lilli Palmer y Charles Boyer, Los cuatro días de Nápoles (1962) de Nanni Loy, drama bélico con Gian Maria Volontè, Lea Massari, Aldo Giuffrè y Pupella Maggio, Hipnosis (1962) de Eugenio Martín, thriller con Eleonora Rossi Drago, Goetz George y Mara Cruz, Germinal (1963) de Yves Allégret, adaptación de la novela de Emile Zola con Berthe Granval, Claude Brasseur, Philippe Lemaire, Claude Cerval y Bernard Blier, Carne de perdición (1963) de Julien Duvivier, drama criminal con Robert Hossein, Catherine Rouvel y Georges Wilson, Juegos de amor a la francesa (1964) de Roger Vadim, adaptación de una obra de Arthur Schnitzler, con Jane Fonda, Jean-Claude Brialy, Catherine Spaak, Anna Karina, Marie Dubois y Maurice Ronet, Las muñecas (1965), comedia de cuatro episodios y otros tantos directores, apareciendo Sorel junto a Gina Lollobrigida y Akim Tamiroff en el dirigido por Mauro Bolognini, Sandra (1965) de Luchino Visconti, drama de tema incestuoso con Claudia Cardinale, Michael Craig y Marie Bell, El parasol (1965) de Dino Risi, comedia con Enrico Maria Salerno, Sandra Milo y Daniela Bianchi, Made in Italy (1965) de Nanni Loy, comedia de episodios con una docena de estrellas italianas del momento, Las cuatro brujas (1966), otra comedia de cuatro episodios y sus correspondientes directores, en la que Sorel aparecía junto a Raquel Welch en el dirigido por Mauro Bolognini, Bella de día (1967) de Luis Buñuel, drama sobre la prostitución de una burguesa insatisfecha, con Catherine Deneuve y Michel Piccoli, o Mátame, tengo frío (1967) de Francesco Maselli, comedia con Monica Vitti.
A partir de 1968 Jean Sorel se especializó en protagonizar películas del subgénero llamado giallo, derivación italiana del thriller y el cine de terror de considerable éxito comercial en los años 70. Su filmografía subsiguiente, hoy de mucho menos interés, se compone sobre todo (con alguna excepción) de títulos de ese género o comedias de humor adocenado: El dulce cuerpo de Deborah (1968) de Romolo Guerrieri, giallo con Carroll Baker y George Hilton, En la boca del lobo (1968) de Marcello Fondato, drama con Sylvia Koscina, Pamela Tiffin y Lou Castel, Una chica más bien complicada (1969) de Damiano Damiani, thriller con Catherine Spaak y Florinda Bolkan, Una historia perversa (1969) de Lucio Fulci, giallo con Marisa Mell y Elsa Martinelli, Una droga llamada Helen (1970) de Umberto Lenzi, giallo con Carroll Baker, No desearás al vecino del quinto (1970) de Ramón Fernández, comedia española con Alfredo Landa, Ira von Fürstenberg e Isabel Garcés, Una lagartija con piel de mujer (1971) de Lucio Fulci, giallo con Florinda Bolkan y Stanley Baker, El ojo del huracán (1971) de José María Forqué, thriller español con Analía Gadé, La contrafigura (1971) de Romolo Guerrieri, giallo con Ewa Aulin y Lucia Bosè, La corta noche de las muñecas de cristal (1971) de Aldo Lado, giallo con Ingrid Thulin y Mario Adorf, Mil millones para una rubia (1972) de Pedro Lazaga, thriller español con Stephen Boyd, Espartaco Santoni y José Luis López Vázquez, Chacal (1973) de Fred Zinnemann, adaptación de una novela de intriga de Frederick Forsyth, con Edward Fox como protagonista, Trader Horn (1973) de Reza Badiyi, aventuras en Africa con Rod Taylor y Anne Heywood, Una gota de sangre para morir amando (1973) de Eloy de la Iglesia, thriller español con Sue Lyon y Chris Mitchum, Fiel a su mandato (1973) de Roberto Infascelli, thriller con Enrico Maria Salerno y Lee J. Cobb, La muerte ronda a Mónica (1976) de Ramón Fernández, thriller español con Nadiuska y Arturo Fernández, Las hermanas Brontë (1979) de André Téchiné, drama biográfico con Isabelle Adjani, Marie-France Pisier e Isabelle Huppert, Las alas de la paloma (1981) de Benoît Jacquot, adaptación de una novela de Henry James, con Isabelle Huppert, Dominique Sanda y Michele Placido, Bonnie y Clyde a la italiana (1982) de Steno, comedia paródica con Paolo Villaggio y Ornella Muti, El magnífico salvaje (1987) de Castellano & Pipolo, comedia con Adriano Celentano, Casablanca Express (1989) de Sergio Martino, film bélico con Jason Connery y Francesco Quinn, o Un zapatón en el paraíso (1991) de Enzo Barboni, comedia con Bud Spencer. Desde los años 80 Sorel ha trabajado mayormente en la televisión, Actualmente vive en París junto a su esposa, la ex actriz italiana Anna Maria Ferrero, con la que se casó en 1963.