Museo LoPiù

Museo LoPiù
(Logo designed by Juan Carlos Cuba)

Translate

martes, 22 de septiembre de 2015

Tribute to Anna Karina (Copenhague, Dinamarca, 22-9-1940)

LA PRINCESA DE LA NOUVELLE VAGUE

La actriz danesa (nacionalizada francesa) Anna Karina cumple hoy 75 años. Musa y esposa de Jean-Luc Godard, en la década de los 60 su rostro se convirtió en el icono femenino más representativo de la nouvelle vague francesa. Bella, espontánea, moderna y sin prejuicios, su seductora combinación de delicadeza y pasión la convirtió en la actriz perfecta para el cine de autor de su tiempo y en modelo a imitar por gran cantidad de jóvenes francesas.
Hija de un marinero que abandonó a su madre al poco de nacer ella, Hanne Karin Bayer tuvo una infancia inestable, viviendo sucesivamentte con sus abuelos, en casas de acogida o con su madre. Después de trabajar como secretaria o ascensorista, comenzó su carrera en su país natal, donde actuó como cantante en cabarets para aficionados y como modelo publicitaria. En 1959 apareció en un cortometraje premiado en Cannes y poco después se trasladó a París en auto-stop sin dinero ni contactos. Aprendió a hablar francés yendo al cine con mucha frecuencia. Merced a su belleza y fotogenia consiguió empleos esporádicos como modelo en revistas como Elle o Jours de France. Trabajando para Chanel, fue presentada por una maquilladora a la empresaria y directora Coco Chanel, quien le recomendó que, si quería ser actriz, pasara a llamarse Anna Karina, propuesta que la inexperta chica danesa aceptó encantada.
El cineasta principiante Jean-Luc Godard la vió por primera vez en un anuncio de jabón y la requirió en su debut como director para una escena de "Al final de la escapada" (1959), papel que ella rechazó porque no quería aparecer desnuda. No obstante, Anna Karina cayó seducida por Godard y ambos vivieron una pasión explosiva dentro y fuera de la pantalla. Ella protagonizó junto a Michel Subor su segundo film, El soldadito (1960), ambientado en la guerra franco-argelina, que, prohibido por la censura, no se estrenó hasta 1963. Anna y Jean-Luc se casaron en 1961 y colaboraron juntos en otras inolvidables seis películas: Una mujer es una mujer (1961), comedia experimental con Jean-Paul Belmondo y Jean-Claude Brialy, Vivir su vida (1962), donde interpretaba a una joven aspirante a actriz que decide ejercer la prostitución para sobrevivir, Banda aparte (1964), mezcla de thriller y comedia con Sami Frey y Claude Brasseur, Lemmy contra Alphaville (1965), thriller futurista con Eddie Constantine y Akim Tamiroff, Pierrot el loco (1965), drama romántico junto a Jean-Paul Belmondo, y Made in USA (1966), sátira política con Marianne Faithfull y Jean-Pierre Léaud. Estas películas han permanecido como títulos dorados y emblemáticos de la nouvelle vague. La unión de la pareja se rompió en 1967 tanto en lo personal como en lo profesional  y su última colaboración se dio en el sketch "Anticipación" en el film de episodios El oficio más viejo del mundo (1967). Ese mismo año protagonizó en la televisión francesa el musical "Anna", con canciones de Serge Gainsbourg, donde interpretó varias canciones.
Al margen de sus trabajos fílmicos con Godard, intervino en películas de otros directores: Esta noche o nunca (1961) de Michel Deville, Cleo de 5 a 7 (1962) de Agnès Varda, Juegos de amor a la francesa (1964) de Roger Vadim, La vida es magnífica (1965) de Maurice Ronet, o La religiosa (1966) de Jacques Rivette, adaptación de la novela de Diderot y considerada su mejor interpretación. A continuación amplió sus horizontes profesionales fuera de Francia en títulos como El extranjero (1967) de Luchino Visconti, según la novela de Albert Camus, con Marcello Mastroianni, El mago (1968) de Guy Green, con Michael Caine, Anthony Quinn y Candice Bergen, Cadenas de libertad (1969) de J. Lee Thompson, con David Niven, Topol y John Hurt, El rebelde (1969) de Volker Schlöndorff, con David Warner, Justine (1969) de George Cukor, con Anouk Aimée, Dirk Bogarde y Robert Foster, o Risa en la oscuridad (1969) de Tony Richardson, con Nicol Williamson. Asímismo continuó apareciendo en producciones francesas alternadas con otras foráneas: La alianza (1971) de Christian de Chalonge, con Jean-Claude Carrière, Cita en Bray (1971) de André Delvaux, con Mathieu Carriére, Aventuras y desventuras de un italiano emigrado (1974) de Franco Brusati, con Nino Manfredi, La ruleta china (1976) de Rainer Werner Fassbinder, con Macha Meril, y otras de menor repercusión. Ella misma probó suerte en la dirección con Vivre ensemble (1973), que también interpretó. 
Anna Karina asímismo ha grabado varios discos como cantante y escrito cuatro novelas. Después de Godard ha tenido otros cuatro maridos: Pierre Fabre (1968-1974), Daniel Duval (1978-1981), Dennis Berry (1982-1994) y Maurice Cooks (2009 hasta el presente).


No hay comentarios:

Publicar un comentario