Museo LoPiù

Museo LoPiù
(Logo designed by Juan Carlos Cuba)

Translate

jueves, 23 de julio de 2015

Emil Jannings (Rorschach, Suiza, 23-7-1884 / Strobl, Austria, 3-1-1950): In memoriam

EL PRIMER ACTOR GANADOR DEL OSCAR

Hoy es aniversario natal del famoso actor del cine alemán Emil Jannings. De gran estatura, cuerpo voluminoso y fuerte temperamento, célebre tanto por los personajes de teatro clásico que interpretó como por los que hizo para el cine, fue uno de los actores alemanes más importantes del siglo XX. Fue asímismo el primer ganador del Oscar al mejor actor.
Hijo de un hombre de negocios nortamericano y una emigrada alemana, Theodor Friedrich Emil Janenz (su nombre real), poseyó la nacionalidad alemana. Durante su infancia, su familia se trasladó a Leipzig y, tras la temprana muerte de su padre, a Görlitz, ciudades bajo el Imperio Germánico. Siendo un adolescente dejó la escuela y, para huir de la pobreza y en busca de aventuras, se embarcó en Londres. De vuelta a Görlitz, un amigo que trabajaba como utilero en un teatro le inició en el mundo de la escena. A los dieciocho años rompió con su familia y se hizo actor ambulante, interpretando por toda Alemania papeles clásicos, desde Karl Moor de Schiller al Rey Lear de Shakespeare, que llamaron la atención del famoso director Max Reinhardt. Su mímica y su rara expresividad le permitían acceder a papeles muy distintos. Entró en el Deutsches Theater de Berlín, dirigido por el reputado Reinhardt e interpretó a Otelo, los personajes de Wedekind y de Goethe. Idolatrado por el público, debutó en la pantalla en 1914 y no tardaría en convertirse en el actor de cine más popular de Alemania. Además de con otros directores, actuó a las órdenes de Ernst Lubitsch en títulos como Los ojos de la momia (1918), Madame DuBarry (1919), ambas junto a Pola Negri, Ana Bolena (1920), Las hijas del cervecero (1920), La mujer del Faraón (1922) y, dirigido por F. W. Murnau, protagonizó tres obras maestras: El último (1924), Tartufo o el hipócrita (1926) y Fausto (1926).
El éxito y prestigio de sus películas alemanas fue conocido en Hollywood y en 1926 fue contratado por la Paramount. Su primer film americano fue El destino de la carne (1927) de Victor Fleming, al que siguieron Los pecados de los padres (1928) de Ludwig Berger, El patriota (1928) de Ernst Lubitsch, La calle del pecado (1928) de Mauritz Stiller y Ludwig Berger, y La última orden (1928), gran obra maestra de Josef von Sternberg. De estos cinco títulos silentes, todos salvo el último, lamentablemente, hoy se han perdido. Jannings fue en 1929, por su actuación en El destino de la carne y La última orden, el primero en la historia en ganar el Oscar al mejor actor. No obstante, el advenimiento del cine sonoro le perjudicó dada su mala pronunciación del inglés. Sus diálogos en El riesgo de la traición (1929) de Lewis Milestone fueron eliminados en el montaje de la película y Jannings decidió volver a Alemania.
De vuelta en Berlín obtuvo el papel posiblemente más famoso de su carrera: el Profesor Unrat, un ingenuo maestro de escuela seducido por una cantante de cabaret interpretada por la entonces desconocida Marlene Dietrich, emblema de la mujer fatal, en El ángel azul (1930), la primera película sonora alemana que dirigió Josef von Sternberg. De esta producción se rodaron dos versiones, una en alemán y otra en inglés y su éxito fue mundial. Durante los años 30 Jannings continuó apareciendo en películas alemanas, pero ninguna ya sin la enorme repercusión de El ángel azul.
La llegada del nacionalsocialismo al poder en 1933 le proporcionó un puesto en el consejo directivo de la UFA, la principal productora de Alemania. Goebbels le proclamó "artista del Estado" en 1936, y el régimen lo colmó de honores. De 1945 data su última película, cuyo rodaje fue abortado por la entrada de las tropas aliadas. Tras la derrota alemana en la Segunda Guerra Mundial, Jannings sufrió una pérdida de prestigio y los reproches acabaron con su carrera. Las nuevas autoridades no le permitieron seguir trabajando, por lo que se retiró del cine marchando a su casa en Austria, donde falleció cinco años después a los 65 de cáncer hepático.
Emil Jannings estuvo casado tres veces con las actrices Hanna Ralph, Lucie Höflich y Gussy Holl. Los tres matrimonios acabaron en divorcio.


No hay comentarios:

Publicar un comentario