Museo LoPiù

Museo LoPiù
(Logo designed by Juan Carlos Cuba)

Translate

martes, 6 de diciembre de 2016

Bobby Van - Take me to Broadway

BOBBY VAN (New York City, US, 6-12-1928 / Los Angeles, California, US, 31-7-1980): IN MEMORIAM

Hoy es aniversario natal del actor, cantante, bailarín y showman estadounidense Bobby Van, quien entre los años 50 y 70 fue estrella de diversos musicales en Broadway. Desprovechado por el cine, se le recuerda fundamentalmente por su sorprendente actuación en la película Una chica de pueblo.
Nacido Robert Jack Stein en el seno de una familia dedicada al vaudeville, aprendió el oficio entre bastidores en los años de la Depresión americana y comenzó su carrera artística como trompetista. Como cantante y actor debutó en Broadway en 1950 y dos años después, contratado por Metro-Goldwyn-Mayer apareció sin acreditar en el musical Faldas a bordo (1952) de Sidney Lanfield, protagonizado por Esther Williams. Otras películas de este estudio en las que intervino fueron Porque eres mía (1952) de Alexander Hall, musical para lucimiento del tenor Mario Lanza, o Una chica de pueblo (1953) de László Kardos, musical con Jane Powell, Farley Granger y Ann Miller, del que Busby Berkeley fue coreógrafo. En este film, el simpático Bobby efectuó un memorable número de danza callejera saltando sin parar con los pies juntos durante más de dos minutos. También pudo ser visto, ya como protagonista, junto a Debbie Reynolds y Bob Fosse en el musical The affairs of Dobie Gillis (1953) de Don Weiss, y, nuevamente como secundario, en Bésame, Kate (1953) de George Sidney, musical con Kathryn Grayson, Howard Keel y Ann Miller. Extrañamente no volvería a aparecer en otro musical de Hollywood hasta veinte años después: Horizontes perdidos (1973) de Charles Jarrott, remake de un film del mismo título dirigido por Frank Capra en 1937, con un reparto que incluía a Peter Finch, Liv Ullmann, Sally Kellerman, George Kennedy, Michael York, Olivia Hussey, James Shigeta, Charles Boyer y John Gielgud.
Después de su corta experiencia hollywoodense, Van enfocó su carrera a presentaciones en nightclubs. En los años 60 actuó junto a Mickey Rooney en la televisión y fue coreógrafo de dos películas: "El terror de las chicas" (1961) dirigida y protagonizada por Jerry Lewis, y "¿Qué me importa el dinero?" (1962) de Frank Tashlin, también un vehículo para Lewis. Entre los musicales en que actuó en escenarios figuran "Oklahoma!" (1959), "No, No, Nanette" (1971), "Mack & Mabel" (1975), "The music man" (1977) o "Anything goes" (1977).
Bobby Van se casó dos veces. Su primera esposa fue la starlet Diane Garrett (1952-1962), con la que adoptó un hijo en 1959 y de la que se divorció tres años después. La segunda fue la actriz Elaine Joyce, con la que contrajo matrimonio en 1968 y con quien tuvo una hija en 1977. La pareja apareció junta en varios shows televisivos y se mantuvo unida hasta el final. Bobby Van falleció de un tumor cerebral a los 51 años.



He aquí a Bobby Van en Take me to Broadway, originalísimo número perteneciente al musical Una chica de pueblo (1953) que ha pasado a la historia; resuelto a base de cuatro únicos y espléndidos planos-secuencia, sin más coreografía que la que pueda derivarse de una serie de innumerables y rítmicos saltos con los pies juntos. En el papel de joven provinciano que aspira a triunfar en el teatro, Bobby Van sitúa esta pieza en la frontera de lo extraordinario. El número fue recuperado en la película Hollywood, Hollywood (1976), homenaje a los musicales M.G.M. que se encargó a Gene Kelly.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario