Museo LoPiù

Museo LoPiù
(Logo designed by Juan Carlos Cuba)

Translate

martes, 13 de octubre de 2015

Paquita Rico - Romance de la Reina Mercedes

TRIBUTO A PAQUITA RICO (Sevilla, España, 13-10-1929)

La actriz y cantante española Paquita Rico cumple hoy 86 años. Uno de los rostros más bellos y fotogénicos del cine español, en los años 50 se convirtió en una de sus estrellas más populares y en una aclamada intérprete de copla.
Francisca Rico Martínez nació en el sevillano barrio de Triana. Su padre trabajaba como vendedor de pescado y su madre lavaba y planchaba en casas ajenas. Desde muy pequeña Paquita se extasiaba escuchando cantar a Pastora Imperio, Estrellita Castro o Imperio Argentina, y a los diez años, siempre acompañada de su madre, iba recorriendo los pueblos andaluces, en sencillas compañías de variedades. En esa época también trabajó como niñera y aprendiza de peluquería, pero como su sueño era ser artista, asistió a una academia donde recibió sus primeras clases de cante y baile. Tras pasar por la compañía del cantaor Pepe Pinto, a los 16 años entró a formar parte del Ballet de Montemar, con el que llegó a debutar en Madrid.
En 1947, actuando en el Teatro Reina Victoria con la compañía del galán Roberto Rey, fue descubierta por el director Florián Rey, que le dio un papel en su película Brindis a Manolete (1948), donde cantaba algunas coplas, como lo haría en casi todas sus cintas posteriores. Luego participó en ¡Olé torero! (1948) de Benito Perojo, Rumbo (1949) de Ramón Torrado, Debla, la virgen gitana (1950) de Ramón Torrado, Luna de sangre (1951) de Francisco Rovira Beleta, y María Morena (1951) de José María Forqué y Pedro Lazaga. Con popularidad creciente, firma un contrato millonario con el productor Cesáreo González y continúa apareciendo en títulos como La alegre caravana (1953) de Ramón Torrado, La moza del cántaro (1953) de Florián Rey, El duende de Jerez (1953) de Daniel Mangrané, Malvaloca (1954), Suspiros de Triana (1955) y Curra Veleta (1956), las tres de Ramón Torrado, y la coproducción hispano-francesa Lavanderas de Portugal (1957) de Pierre Gaspard-Huit y Ramón Torrado. El cénit de su popularidad llegó con ¿Dónde vas, Alfonso XII? (1958) de Luis César Amadori, basada en la obra homónima de Torcuato Luna, donde compartió protagonismo con Vicente Parra. Este título constituyó uno de los mayores éxitos en la historia del cine español y consagró a Paquita como una de sus estrellas más importantes. Ese mismo año se estrenaron La tirana (1958) de Juan de Orduña, donde interpretó a una cómica del Madrid goyesco y la comedia ¡Viva lo imposible! (1958), con Manolo Morán y Gila. Otra comedia, S.O.S., abuelita (1959) de León Klimowsky fue su última película de la década.
Tras dos años sin trabajar en la pantalla, reaparece en Ventolera (1961), con Jorge Mistral, y La viudita naviera (1961), con Arturo Fernández y Mary Santpere, ambas de Luis Marquina, y Tierra brutal (1962) de Michael Carreras, western con Richard Basehart. Después coincidió con sus amigas Carmen Sevilla y Lola Flores en El balcón de la luna (1962) de Luis Saslavsky, película que en buena medida supuso el canto del cisne del cine folclórico. Luego sólo intervino en unas pocas películas muy menores. En 1962 se presentó en el madrileño Teatro Bellas Artes interpretando a la protagonista de "Bodas de sangre" de García Lorca a las órdenes de José Tamayo. En el resto de su carrera predominaron las presentaciones en directo y las actuaciones en televisión.
Entre las canciones más conocidas del repertorio de Paquita Rico figuran Romance de La Reina Mercedes, Mariana Pineda, Carmen la cigarrera, La novia de España, En la noche de boda, Encuentro, y un largo etcétera.
La vida deparó éxitos a la artista sevillana, pero asímismo momentos duros y amargos. El 9 de mayo de 1960 se casó civilmente en Bogotá con el torero Juan Ordóñez, hijo del 'Niño de la Palma' y hermano de Antonio, el gran matador. No había tenido suerte aquel como novillero y acabó en un escalafón inferior, el de peón. Fuera porque no ganaba mucho (porque Paquita sí que llevaba al hogar más dinero), o tal vez a causa de una depresión que lo llevó al juego y la bebida, el caso es que, cinco años después de la boda, ingirió unos barbitúricos que le ocasionaron la muerte. Aunque Paquita nunca pudo olvidarle, en 1968 volvió a casarse, esta vez con Guillermo Arocha, un importador de plátanos que falleció en 2002.



A raiz del estreno de "¿Dónde vas, Alfonso XII?", la imagen de Paquita Rico quedó tan ligada al personaje que había encarnado en la película, que en adelante el Romance de la Reina Mercedes, un éxito escrito por Quintero/León/Quiroga  anteriormente popularizado por Conchita Piquer, fue incorporado al repertorio de la artista sevillana como uno de sus cantables emblemáticos. El video recoge su interpretación en el programa "Cantares" (24 febrero de 1978) de TVE.

No hay comentarios:

Publicar un comentario