Museo LoPiù

Museo LoPiù
(Logo designed by Juan Carlos Cuba)

Translate

miércoles, 8 de abril de 2015

Tribute to John Gavin (Los Angeles, California, US, 8-4-1931)

EL BELLO DESERTOR DE HOLLYWOOD
 
El actor estadounidense John Gavin cumple hoy 84 años. De gran apostura, pero sin formación dramática, tuvo un estrellato breve (apenas cuatro años), si bien dejó su atractiva presencia en varios clásicos del cine.
Nacido John Anthony Golenor era hijo de padre irlandés y madre mexicana, lo que facilitó que el joven Jack supiera hablar a la perfección en inglés y español. Después de su graduación pasando por dos escuelas católicas, estudió Historia Económica de Latinoamérica en la Universidad de Stanford y estuvo trabajando para el ejército de la marina americana entre 1952 y 1955. Tras presentarse a una prueba para los estudios Universal, Gavin fue contratado en 1956, con la intención de lanzarlo como un nuevo Rock Hudson, debido a su gran parecido físico. Aunque carecía de experiencia en la actuación, aceptó porque le ofrecieron mucho dinero. Con el nombre de John Gilmore debutó en la pantalla como secundario en la película Raw edge (1956) de John Sherwood. Ya con el nombre de John Gavin apareció en las siguientes, entre las que se encuentran Four girls in town (1957) de Jack Sher o Quantez (1957) de Harry Keller. 
Su lanzamiento se produjo con Tiempo de amar, tiempo de morir (1958) de Douglas Sirk, sensible adaptación de una novela de Erich Maria Remarque, y su presencia en la pantalla fue saludada como todo un descubrimiento. Douglas Sirk volvió a contar con él en Imitación a la vida (1959), soberbio melodrama con Lana Turner, Sandra Dee, Dan O'Herlihy, Susan Kohner, Robert Alda y Juanita Moore, que obtuvo un clamoroso éxito. Al año siguiente intervino en cuatro importantes títulos: Psicosis (1960) de Alfred Hitchcock, magistral thriller de terror de enorme éxito, con Anthony Perkins, Janet Leigh y Vera Miles, Espartaco (1960) de Stanley Kubrick, espectacular producción épica con Kirk Douglas, Laurence Olivier, Jean Simmons, Charles Laughton, Peter Ustinov y Tony Curtis, en la que Gavin interpretó a Julio César, Un grito en la niebla (1960) de David Miller, thriller de misterio con Doris Day y Rex Harrison, y Escándalo en la corte (1960) de Michael Curtiz, comedia romántica de época con Sophia Loren y Maurice Chevalier. Después protagonizó Romanoff and Juliet (1961) de Peter Ustinov, versión paródica de "Romeo y Julieta'" ambientada en un pueblo europeo imaginario durante las crisis de la guerra fría, con el propio Ustinov y Sandra Dee, La calle de atrás (1961) de David Miller, melodrama con Susan Hayward basado en una novela de Fannie Hurst ya llevada al cine anteriormente, y Tammy tell me true (1961) de Harry Keller, comedia romántica con Sandra Dee. En 1962 dejó Universal y se hizo freelance con tan mala fortuna que se mantuvo alejado de la gran pantalla durante seis años, trabajando solamente en la televisión y sin éxito. Despues de protagonizar Pedro Páramo (1967) de Carlos Velo, drama mexicano junto a Ignacio López Tarso y Pina Pellicer, volvió a Universal para participar en Millie, una chica moderna (1967) de George Roy Hill, musical ambientado en los años 20, con Julie Andrews, Mary Tyler Moore, Carol Channing y James Fox, y formó parte del reparto de La loca de Chaillot (1969) de Bryan Forbes, adaptación de la obra de Jean Giraudoux, con Katharine Hepburn como protagonista. El resto de su filmografía fueron subproductos carentes de interés.
A comienzos de los años 80 Gavin abandonó la interpretación. Su amigo Ronald Reagan lo hizo embajador en México, cargo diplomático que desempeñó entre 1981 y 1986. Después se dedicó a diferentes negocios.
En cuanto a sus relaciones sentimentales, Gavin se casó en dos ocasiones. La primera en 1957 con la actriz Cecily Evans, con quien tuvo dos hijos y de la que se divorció en 1965, y la segunda en 1974 con la actriz Constance Towers, su actual esposa, que aportó al matrimonio dos hijos de una unión anterior. 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario