Museo LoPiù

Museo LoPiù
(Logo designed by Juan Carlos Cuba)

Translate

martes, 13 de enero de 2015

Robert Stack (Los Angeles, California, 13-1-1919 / Beverly Hills, California, 14-5-2003): In memoriam

DEPORTISTA, GALÁN Y ACTOR ENÉRGICO

Hoy es 95 aniversario natal del actor estadounidense Robert Stack. De atractivo físico varonil, es recordado sobre todo por su papel protagonista como el detective Eliot Ness en la serie de ABC Los intocables y por su participación en algunos clásicos de Hollywood, aunque aun así muchos lo consideran un actor desprovechado.
Robert Stack nació Charles Langford Modini Stack, pero su primer su nombre (elegido por su madre) fue cambiado a Robert por su padre. Sus padres se divorciaron cuando él tenía un año. El padre, propietario de una próspera agencia publicitaria, murió cuando Robert tenía nueve años. Su abuelo materno fue un cantante de ópera que se hizo conocer con el nombre de 'Modini'. El pequeño Robert pasó su infancia en Europa, hablaba con fluidez francés e italiano y no aprendió inglés hasta su vuelta a Los Angeles. A partir de los doce años se convirtió en un consumado deportista, jugador de polo y tirador. Él y su hermano ganaron un campeonato internacional de motores fueraborda en Venecia, Italia, y a los 16 años se hizo miembro del equipo americano de tiro al plato. Robert consiguió dos récords mundiales en 1937 y llegó a ser campeón nacional.
Tras acabar sus estudios de arte dramático en la Universidad del Sur de California y pasar seis meses en la academia de Henry Duffy, su apostura juvenil y su profunda voz llamaron la atención del productor Joe Pasternak y a los 20 años logró un contrato con los estudios Universal. Debutó en el cine con la película El primer amor (1939) de Henry Koster, protagonizada por Deanna Durbin, siendo el galán que la besó por primera vez en la pantalla. Robert destacó en un papel secundario de joven nazi en su siguiente película, el drama Tormenta mortal (1940) de Frank Borzage, con Margaret Sullavan, James Stewart y Robert Young, y como el joven piloto que cortejaba a Carole Lombard en la excelente comedia Ser o no ser (1942) de Ernst Lubitsch.
La segunda Guerra Mundial interrumpió su carrera y Stack sirvió como instructor de tiro en la Marina estadounidene. Volvió al cine con títulos como Así son ellas (1948) de Richard Thorpe o Escuadrón de combate (1948) de Raoul Walsh. En Bullfighter and the Lady (1951) de Budd Boetticher era un joven productor americano que en México se hacía torero para impresionar a una belleza local. Sus películas de los primeros años 50 fueron producciones de bajo presupuesto en géneros como aventuras, western o bélico. Su carrera recobró importancia con el drama de catástrofe aérea Escrito en el cielo (1954) de William Wellman, con reparto encabezado por John Wayne, el noir La casa de bambú (1955) de Samuel Fuller, con Robert Ryan, el melodrama sureño La terrible miss Dove (1955) de Henry Koster, con Jennifer Jones, o el western Una pistola al amanecer (1956) de Jacques Tourneur, con Virginia Mayo y Ruth Roman. Sus dos colaboraciones con el gran director alemán Douglas Sirk en los melodramas Escrito sobre el viento (1956), con Rock Hudson, Lauren Bacall y Dorothy Malone, por el que fue nominado al Oscar como mejor actor secundario, y Ángeles sin brillo (1957), con Rock Hudson, Dorothy Malone y Jack Carson le convirtieron en una de las estrellas más destacadas del momento. Después protagonizó Sombra enamorada (1958) de Jean Negulesco, otro melodrama junto a Lauren Bacall, y El capitán Jones (1959) de John Farrow, película épica de aventuras donde su nombre aparecía en primer lugar en un reparto que incluía a Bette Davis. 
De 1959 a 1963 encarnó a Eliot Ness en la exitosa serie televisiva Los intocables, personaje que le dió una gran popularidad y por el que ganó un premio Emmy en 1960. Sin embargo, su carrera en el cine sufrió un drástico declive y Stack apenas intervino en títulos reseñables: Los guardianes (1963) de Hall Bartlett, ¿Arde París? (1966) de René Clément o El imperio de los canallas (1967) de Jean Delannoy. En tal tesitura, Stack volvió a la televisión con series como Audacia es el juego (1968) y al cine de serie B en Europa. Steven Spielberg lo recuperó como actor de reparto en 1941 (1979) y después apareció en el gran éxito comercial, parodia del cine de catástrofes, Aterriza como puedas (1980) de Jim Abrahams, David Zucker y Jerry Zucker, Más allá del valor (1983) de Ted Kotcheff, con Gene Hackman, Un hombre en apuros (1986) de John Cassavetes, con Peter Falk y Alan Arkin, o Joe contra el volcán (1990) de John Patrick Shanley, con Tom Hanks y Meg Ryan.
Robert Stack estuvo casado con la actriz Rosemarie Bowe, con quien tuvo un hijo y una hija, desde 1956 hasta que él murió a causa de un fallo cardiaco cuando se encontraba en tratamiento contra un cáncer de próstata que le había debilitado.Tenía 84 años.


No hay comentarios:

Publicar un comentario