Museo LoPiù

Museo LoPiù
(Logo designed by Juan Carlos Cuba)

Translate

viernes, 23 de enero de 2015

Movie Legends - Jeanne Moreau

TRIBUTE TO JEANNE MOREAU (París, 23-1-1928)

Jeanne Moreau, legendaria actriz francesa, cumple hoy 87 años. Ella irrumpió en la pantalla en el momento justo, cuando el fulgor de las estrellas que hasta entonces habían reinado en la cinematografía francesa languidecía a pasos agigantados. Moreau encarnaba, con su apariencia de mujer con experiencia, su voz grave y su indudable inteligencia, a la heroína ciertamente moderna, seductora y cerebral. Casi todos los creadores dispuestos a la renovación del cine francés vieron en ella a la intérprete ideal de sus obras. Dueña de un estilo propio e inclasificable, sensual e intuitiva, elegante y auténtica, desplegó su talento en buen número de films que la convirtieron en icono del cine europeo de los años 60.  

La recordamos con esta reseña procedente (corregida y ampliada) de la página mcnbiografías:

Considerada una de las actrices más importantes del cine francés, Jeanne Moreau era hija de padre francés, propietario de un restaurante, y de una exbailarina inglesa. Descubrió su vocación a los 16 años cuando asistió con tres amigas a escondidas de su padre a la primera representación teatral de su vida, la de Antígona de Jean Anouilh, y creció como intérprete en el prestigioso Conservatorio de París. Desempeñó diversos papeles en los montajes teatrales de la Comedie Française y del Teatro Nacional Popular, antes de dar el salto definitivo al mundo del cine. Intervino inicialmente en pequeños papeles que la llevaron a formar parte del reparto de numerosas películas en los primeros años cincuenta. Al dar muestras de su fotogenia y buena disposición dramática en films como Una chica en el desván (1953) de Marc Allégret o Ascensor para el cadalso (1957) de Louis Malle, los cineastas de la nouvelle vague la incluyeron con frecuencia en sus repartos como musa del citado movimiento y sucesivamente intervino en títulos de notable repercusión comercial o crítica como Los amantes (1958) de Malle, Relaciones peligrosas (1959) de Roger Vadim, Diálogos de carmelitas (1960), Moderato cantabile (1960) de Peter Brook, La noche (1960) de Michelangelo Antonioni o Une femme est une femme (1961) de Jean-Luc Godard, con los que se consagró como la gran actriz francesa de su tiempo y logró renombre internacional.
Dirigida por François Truffaut protagonizó Jules y Jim (1961), una de las películas más representativas del cine francés de la década. Con esa fama, se incorporó a proyectos tan singulares y complejos como Eva (1962) de Joseph Losey, El proceso (1962) de Orson Welles, La bahía de los ángeles (1962) de Jacques Demy, Fuego fatuo (1963) de Louis Malle, Diario de una camarera (1964) de Luis Buñuel, El tren (1965) de John Frankenheimer, Viva María! (1965), de nuevo con Malle y con Brigitte Bardot de coprotagonista, Campanadas a medianoche (1966) de Welles, La novia vestía de negro (1967) de Truffaut o Una historia inmortal (1968), su tercer Welles. Atraidos por su renombre en Europa, los productores de Hollywood contaron con ella en El último magnate (1976) de Elia Kazan, y otros títulos de interés. Con el tiempo, por sus magníficas cualidades como actriz de reparto, fueron numerosos los cineastas que la requirieron durante las décadas de los ochenta y noventa. De este período destaca su trabajo en Querelle (1982) de Rainer W. Fassbinder. Toda su carrera ha estado muy ligada al cine de autor.
Moreau ha trabajado también televisión y en teatro como actriz y directora. Asímismo dirigió dos películas: Lumière (1976) y L’adolecente (1980). Estuvo casada con los cineastas Jean-Louis Richard (1949-1951, separación, 1964, divorcio) y William Friedkin (1977-1979). De su primer matrimonio nació su único hijo, Jérôme.
Entre otros muchos galardones, incluyendo premios de interpretación en Venecia, Cannes y un BAFTA, ganó un César a la mejor actriz en 1992. A partir de ahí se multiplicaron los reconocimientos al conjunto de su carrera en los festivales de Venecia (1992), San Sebastián (1997), Berlín (2000) y Cannes (2003), así como honoríficos César, BAFTA y Premio del Cine Europeo. El 10 de enero de 2001 se convirtió en la primera mujer que ingresó como miembro de pleno derecho en la Academia de Bellas Artes de Francia.



He aquí un video con imágenes retrospectivas de su trayectoria en la gran pantalla:
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario